Página principal
22 diciembre 2017 ( 4 vistas )

LA MAGIA DE LA NAVIDAD Y EL FÚTBOL

En diciembre de 1914 se cumplian cinco meses del inicio de la primera guerra mundial, la confrontación bélica que debastaba
a la mayor parte de europa estaba en pleno apogeo, las tropas alemananas y britanicas se enfrentaban en una sangrienta 
batalla en los frentes de Bélgica y Francia. El 24 de diciembre en la vispera de nochebuena, ocurrio un verdadero milagro, 
la magia de la Navidad se hizo presente y hubo un alto al fuego, en varios puntos del Frente Occidental, de manera espontanea
los soldados alemanes comenzarón a decorar sus trincheras con árboles iluminados y empezarón a cantar villancicos en especial
el "Stille Nacht" (Noche de paz), los soldados britanicos respondieron casi de inmedianto cantando los mismos villancicos 
pero en ingles, entonces desde ambas trincheras la artilleria quedo en absoluto silencio, se escuhaba vociferar “Tú no disparar, 
nosotros no disparar”, algunos de los hasta entonces enemigos se deleitaron mutuamente cantando villancicos, otros salierón de sus 
trincheras para para estrecharse la mano e intercambiar chocolates, whisky y cigarrillos.
Hubo una "Tregua de Navidad" en contra de de sus jefes y estado mayor. Muchos acordaron que la tregua seguiría en vigor el 
día de Navidad, para poder verse de nuevo, socializar y enterrar a los muertos. Cada bando ayudó al contrario a cavar tumbas
y celebrar ceremonias en memoria de los caídos. 

Para cerrar con broche de oro la navidad, ambos bandos aordarón disputar un partido de fútbol, hay quienes aseguran que el partido lo ganaron los soldados 
alemanes 3-2 aunque en realidad poco importa el resltado. “Nadie quería seguir con la guerra”, asegura Weintraub. Pero los superiores sí, y amenazaron con castigar a quien desobedeciese. 
Con el año nuevo ambos bandos “reanudaron su actividad”, dice el historiador. Pero en sus cartas y diarios los soldados 
reflejaron el grato recuerdo de la tregua: “Qué maravilloso –escribió un combatiente alemán–, y qué extraño al mismo tiempo”.


El 17 de diciembre de 2014 en Ypres, Bélgica, la UEFA conmemoró el centenario de la tregua de Navidad de 1914 en las
trincheras de Flandes, en el cual estaba previsto levantar un monumento en el mismo sitio en el que se disputó el 
improvisado duelo futbolístico. 
El ex presidente de la UEFA, Michel Platini, invitó a los jefes de estado y de gobierno de Bélgica, Francia, Alemania, 
Italia, Reino Unido e Irlanda argumentando que “La ceremonia de conmemoración debe rendir homenaje a los soldados que, hace
un siglo, expresaron su humanidad en un partido de fútbol escribiendo un capítulo en la construcción de la unidad europea y 
que son un ejemplo a seguir por las jóvenes generaciones de hoy”

Videos recomendados